#YoTambiénUsoCannabis pretende desestigmatizar el CBD con caras conocidas


La campaña #YoTambiénUsoCannabis, lanzada por The Beemine Lab, empresa española que investiga, desarrolla y comercializa productos derivados del Cannabis, a través de historias reales de caras conocidas y personas anónimas, pretende llenar los huecos de desinformación del Cannabis, para fomentar su uso responsable y seguro, a través de cannabinoides como el CBD.


La campaña está basada en una serie de entrevistas íntimas conducidas por Carola Pérez, experta en Cannabis y comunicación, en las que "saca del armario" a personajes destacados del mundo de la cultura como la banda de rock nominada este año a tres premios Grammy, Love of Lesbian, la poetisa Elvira Sastre y la influencer y humorista gráfica Anastasia Bengoechea, más conocida como Monstruo Espagueti.


Además, también cuentan con testimonios reales de usuarios que hablan sin tapujos de cómo y por qué, el CBD está integrado en sus vidas.


Love of Lesbian, para evitar dolores


Santi Balmes y Julián Saldarriaga, cantante y guitarrista de Love of Lesbian, cuentan como el uso del CBD está muy normalizado en sus vidas y les ha ayudado mucho en su carrera profesional, hasta el punto de que, gracias a su uso, Julián ha podido continuar como guitarrista de la banda: "tuve un accidente que me provocó una fractura en la L1 y otra en la muñeca. Para mí fue un shock muy grande y tuve que hacer un parón, ya que soy guitarrista. Me despertaba todos los días y estaba cinco minutos con dolor de espalda", aquí comenzó a usar frecuentemente aceite de CBD, que unido al ejercicio han permitido que hoy, año y medio después, esté recuperado: "soy un apóstol del aceite de CBD" del que también es usuaria su madre, que lo probó gracias a él tras una operación de espalda.


Aceite de CBD Forte (89€)

Santi Balmes, fan de una pomada con CBD que le ha ayudado con unos dolores provocados por el estrés sufrido a causa de la pandemia comenta: "para nosotros el enfoque es muy sencillo, nunca hemos tenido ningún problema, es una habitación en la que hemos entrado y salido cuando hemos querido". Además, comenta: "desvincularlo del humo es un win que promocionará el auge del Cannabis con otros usos" y añade: “la aparición de todo tipo de productos desde hace 2 años, hace que se detecte una aceptación por parte de la sociedad, que lo ve de una forma más relajada, lo que te permite salir del armario" y concluye: "hay que empujar porque al final el sentido común hará que caiga por su propio peso, la gente debe sacar la cabeza y decir ¡yo! yo también uso Cannabis".


Elvira Sastre, para controlar el estrés, dormir o aliviar un dolor


La autora de cinco libros de poesía y una novela, Elvira Sastre, comenta que descubrió el Cannabis en una de sus giras en Argentina, donde el uso del CBD a nivel cosmético y terapéutico es muy común: "en estos viajes en América Latina aprendo muchísimo porque hay muchas cosas que están muy desarrolladas social y culturalmente".


Ella lo tiene claro respecto al CBD: "es una parte de la planta que no tiene la parte psicotrópica, es decir, que no coloca y tiene la parte que está más denostado y que te ayuda, porque tiene una cantidad de beneficios milenarios, si no me equivoco, que poco a poco se van investigando", destaca la escritora.


El CBD le ha ayudado mucho a controlar el estrés, a dormir y a aliviar un dolor que sufrió en la muñeca precisamente por exceso de estrés: “empecé con el aceite, el bálsamo recuperador es de mis productos favoritos (…) cuando estoy mucho tiempo trabajando, escribiendo… tengo contracturas en la espalda y en los viajes también que se me carga un montón”.


The Beemine Lab
The Beemine Lab

Sastre también destaca que hace muy poco acaba de descubrir un nuevo uso muy curioso: "yo creo que hay dolores, principalmente las mujeres, que damos por hecho, que asumimos como propios, porque los hemos sufrido siempre, como es el caso de la menstruación". Además, el CBD también ha mejorado mucho la piel atópica de su pareja: "estuvo probando muchas cremas antes de dormir, pero ninguna le iba bien y, entonces un día le dije que por qué no probaba un poco del aceite con la crema, juntarlo, dárselo, y en cuestión de una noche lo noto muchísimo y le mejoró un montón la piel".


Concluye declarándose fan de todo lo natural, ya que al ser diabética usa medicamentos todos los días que le salvan la vida: "tengo muy abierta la puerta todo a todo aquello natural que a mí me ayude a estar mejor, prefiero que sea lo más natural posible".


Anastasia Bengoechea anima a investigar e informarse sobre el CBD


Anastasia Bengoechea alias Monstruo Espagueti, es una conocida ilustradora, cómica y comunicadora que viene de una familia en la que no existen tabúes. Desde pequeña ha escuchado el lema "no a la prohibición y sí a la información", por lo tanto, afirma que en su entorno nunca ha existido un estigma y que conoció el CBD a través de amigos, informándose de sus beneficios y de cómo utilizarlo: "a partir de conocer el CBD, que hace más o menos unos 3 años, he ido probando diferentes productos y ahora mismo, a día de hoy, utilizo diferentes".


Además, comenta: "lo que más utilizo es un bálsamo que me relaja mucho a nivel muscular. Como dibujo, estoy muy agachada y el bálsamo es para relajar los músculos, no sentir esa tensión que tengo siempre, sobre todo en el brazo derecho. También utilizo los productos corporales, la crema corporal es un sueño".


Concluye destacando sus sensaciones respecto al CBD: "no sientes nada a nivel psicotrópico que te cambie la manera de ver las cosas o que te altere. Simplemente, te sientes muy relajado y muy bien, es como hacerte sentir algo diferente, te hace sentir como tú, pero super tranquilo".

Historias reales: Joaquín, Chelo y Eugenia


Bálsamo recuperador CBD (18,90€)

Joaquín es ingeniero industrial y surfista aficionado. Hace 6 años sufrió su primera crisis de ansiedad y buscó información sobre el CBD como calmante natural. Más tarde, a través del surf conoció nuevos productos: "fue a través de un surfista español, Aritz Aranburu, que conocí el CBD de la mano de la marca de Beemine que es una marca española que me gustó mucho. Ahí conocí la parte del bálsamo recuperador para después de hacer deporte, y otras vías de uso tópico del Cannabis que no conocía".


Este ingeniero anima a otros a informarse como él: "les diría que abrieran la mente, que esto es algo completamente natural, completamente bueno y beneficioso para el cuerpo y que no tiene nada que ver con todo lo que han oído hasta ahora sobre el Cannabis y todos los usos psicotrópicos que han vivido hasta ahora".


La dermatitis y otras afecciones de la piel han sido durante años los enemigos de una paralegal que trabaja en un despacho de abogados, Chelo: "afecta a mi estado de ánimo, a mi equilibrio a mi concentración, toda yo. Y en el momento en el que yo no estoy en equilibrio, nada de lo que haga puede salir al 100%". Este problema que en casos graves puede ser causa incluso de baja laboral afectó mucho a Chelo, que comenzó a informarse sobre el CBD: "buscaba las propiedades del CBD como de otros tantos productos naturales y dije ¿Por qué no?".


Esta búsqueda la llevó a la crema de CBD: "Hay varios checks: el primero, si a la primera aplicación no me arde, no me genera una reacción en el momento (…) Luego es ver cómo reacciona la piel durante el día, al día siguiente y con las semanas que siguen. A las 2 o 3 semanas me di cuenta de que no me había equivocado, y después de 3 o 4 meses sigo utilizándola".


Eugenia tiene un 65% de minusvalía reconocida por culpa de una poliomielitis que sufrió cuando tenía 10 meses que la ha obligado a someterse a varias operaciones y que le causa mucho dolor y problemas de cadera.


Llegó al CBD escuchando hablar de ello a Mercedes Milá: "un día habló del CBD y dije: “uy por ¿qué no?” y tras consultarlo con su médico comenzó a usarlo: "mis limitaciones físicas siguen estando ahí, pero puedo moverme" y afirma que la crema le va fenomenal: "en el cuello es sensacional, y bueno, la verdad es que ha sido un cambio radical de vida gracias el CBD…! y yo tampoco me voy a quitar el mérito ¡también gracias a que yo me esfuerzo".

Rkorelax de Arkopharma con cannabis sativa, para mejorar la resistencia al estrés. Con aceite de semillas de cáñamo rico en ácidos grasos (ácido α-linolénico (ω-3) y ácido α -linoleico (ω-6)), ayuda a regular las emociones contribuyendo al bienestar mental (13,90€)